La identidad virtual de la empresa (I): Construyendo un cuerpo

El prodigioso salto en las comunicaciones que hemos dado en los últimos años ha proporcionado a particulares y empresas la posibilidad de salvar grandes distancias con un solo click. Las redes sociales y el 2.0 son el equivalente de una gigantesca pértiga que nos permite salvar el cañón del Colorado como si fuera un pequeño bache en la carretera. Alcanzar el otro lado del mundo –o la oficina situada a unas calles de distancia- es hoy posible gracias a la metafísica de Internet. No hay paredes en el infinito donde se mueven mails, tuits, posts y actualizaciones web.  El mensaje digital es hoy un ectoplasma en toda regla para el que no existen las barreras.

El camino dorado del 2.0 se forma ladrillo a ladrillo ante nuestros ojos, con puertas a cada paso del camino que se abren a nuevos mundos de posibilidad. La empresa ha de incorporarse a esta ruta sí o sí, a medio plazo, ya que el avance imparable de la tecnología y el cambio de hábito del consumidor lo encaminan a esta gran plaza pública. Basta ver las grandes historias de éxito del comercio electrónico, la viralidad de las campañas de comunicación en red y las estadísticas de visitas web tras subirse a lomos del 2.0. Que no es un potro desbocado, sino un alazán obediente y veloz. Para el que, no obstante, hace falta observar ciertas reglas al cabalgar.

Image

La primera es la de dotar a la empresa de una identidad virtual; un algo que se compone de muchos pequeños detalles, un cuerpo humano digital conformado por una miríada de elementos que se articulan poco a poco. Así se van integrando, el paseo por la nueva Internet se vuelve más fragante, placentero y útil. Un canal que poco a poco irá tomando más importancia y que pese a algunas reticencias y referencias a burbujas tecnológicas, tomará mayor cuerpo cada año.  Porque ya está funcionado; ya está demostrando su utilidad para conectar a consumidores y empresas, a empresas con empresas. Con solo un click. O varios, vamos a ser realistas.

Querer es poder. Imaginar es comunicar. El océano lleva nuestro mensaje a mil y un puertos, y debemos ocuparnos de que sean tan reales y deseables  como las preciadas especias de Zanzíbar, Egipto o la lejana China  lo eran en tiempos antiguos en cada muelle. Hay que hacerse a la mar. Sin miedo a la tormenta.

2 pensamientos en “La identidad virtual de la empresa (I): Construyendo un cuerpo

  1. Hola!
    La verdad es que estoy muy interesado en seguir vuestras publicaciones. Y entre todos crear comunidad. 🙂
    No quiero ser un solo lector, sino aportar contenidos para crear base en la inter-relación practica y evolucionar hacia una red común de contenidos.
    He leído con atención el nuevo catalogo (de hecho me lo he descargado con vuestro permiso). Y el actual “post” .

    Un apunte:
    “La mejoría de la salud de los miembros de una sociedad dada depende en gran medida de su propia actuación individual y colectiva. Para que esta actuación sea efectiva y permita realmente un cambio de estructuras y comportamientos uno de los requisitos fundamentales es el acceso a la información sobre los determinantes y sobre las posibles soluciones de los problemas de salud.”
    Alberto Pellegrini Filho
    Jefe, Unidad de Promoción y Desarrollo de Investigación en Salud
    OPS/OMS

    Esta cita forma parte del prologo “Inteligencia colectiva, por una antropología de ciberespacio” de Pierre Lévy, y me parece una cita interesante y escenificar la necesidad de exponer las coordenadas necesarias para entender los sujetos que participan en ese “camino dorado del 2.0”.

    El valor de las personas. El valor de las colectividades.

    Una de las reglas de oro de la comunicación en las redes sociales es la sinceridad, la honestidad. ¿ Difícil?. No tanto.

    Hay abandonar las viejas estructuras económico-sociales heredadas de la revolución industrial que a día de hoy siguen vigentes, uno de los mayores retos económicos de este momento. Y un gran freno social para una evolución de los mercados.

    Las personas adquirimos un valor real. Somos protagonistas de un cambio que puede ayudar a las empresas a adquirir un “traje” mas flexible. Huir de personalismos.

    Hoy en día las “pequeñitas” y la “pequeñas” empresas mantienen estructuras fieles a la personalidad de una figura concreta.

    Las redes sociales nos están ayudando a gestionar de un modo mas directo, donde la implicación de todos se vuelve mas real, mas participativa. Y se obtienen mejores resultados.
    Pero para eso hay que creer realmente en las personas, no en una sino en todas.

    Y estoy esperando el (y II)

    @jabi_gko

  2. Gracias Jabi por tu comentario. Lo que comentas es una realidad que avanza a pasos agigantados, y el mundo de la empresa ha de ir mudando hacia ella, desde la más grande de las corporaciones hasta la más minúscula de las microempresas. La comunicación, la relación con los contactos y consumidores y la misma percepción sobre una empresa ha dado un giro copernicano en los últimos años y estamos al borde de otro cambio mayor. Indudablemente, el valor de la colectividad y el del individuo en el 2.0 -siempre en el marco de la empresa- derivarán en nuevas formas de organizar, componer y divulgar la información, y de reaccionar al feedback. Y, por supuesto, los esquemas de negocio van modificándose lenta pero irremisiblemente.

    Tan importante como dar ese paso hacia el nuevo mundo virtual es articular políticas y normas, tanto a nivel interno como externo. Algo que muchas compañías han comenzado a entender (hay un ejemplo fabuloso de cómo Starbucks logró rentabilizar una web creada para criticar a la compañía, usándola como plataforma de detección de fallos) y de lo que muchos CEOs son cada vez más conscientes. Es un mundo de oportunidades.

    Me alegro de que te guste el dossier. Es la suma de todo lo que somos y esperamos ir añadiendo más herramientas de este tipo para divulgar más y mejor lo que hacemos. De hecho, hemos decidido dar una vuelta más e incluir algunos detalles extra, que esperamos estén listos en breve.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s